Descubriendo la Villa de Calatañazor

Calatañazor

Descubriendo la Villa de Calatañazor

Soria es una provincia que esconde rincones preciosos, en esta ocasión nos escapamos a un pueblo chiquitito pero encantador que guarda mucha historia en sus pequeñas calles, Calatañazor, a escasos 30 kilómetros de la capital soriana en dirección Valladolid. Esta villa amurallada ha sido testigo de grandes enfrentamientos por parte de musulmanes y cristianos, entre otros.

Origen

El pueblo de Calatañazor tiene origen en el primitivo asentamiento de Voluce situado a un kilómetro en el Cerro de los Castejones que data del siglo II a.C. Tras las invasiones visigodas en torno al siglo V d.C. los habitantes de Voluce decidieron defenderse mejor de estas en el cerro rocoso, dónde se encuentra hoy en día. Además tras la invasión musulmana fueron estos quienes dieron el actual nombre de Calatañazor que traducido a la lengua árabe quiere decir Castillo de los buitres.

Calatañazor

| Vistas de la Ermita de la Soledad, detrás la muralla de siglo XII que protegió Calatañazor durante siglos.

Batalla de Calatañazor

Fue una gran batalla que tuvo lugar entre musulmanes y cristianos en las cercanías de la Villa. Corría el año 1.002 cuando Almanzor, general del Califato de Córdoba, regresaba al Califato tras imponerse a los cristianos en la riojana San Millan. Los años hacían mella en Almanzor, además se encontraba enfermo y esto lo sabía Sancho García, conde de Castilla, que sabía de la debilidad de Almanzor en su regreso a Córdoba. Sancho siguió los pasos de Almanzor que tras pasar el Puerto de Inés y Cabrejas preparó una emboscada en Calatañazor dónde resulto victorioso. De esta gran hazaña que contribuyó a la reconquista, quedó grabada una frase histórica:

Calatañazor, dónde Almanzor perdió el tambor.

Calatañazor

| Imagen del cerco dónde se asienta Calatañazor presidido por las ruinas de su castillo. Fuente: www.sorianitelaimaginas.com

Patrimonio Histórico Nacional

Además la Villa de Calatañazor ostenta desde 1962 la declaración de Conjunto Histórico-Artístico Nacional. Los tradicionales caseríos, populares en la Edad Media, predominan la villa. Tienen dos plantas, la primera construida a partir de fuertes muros de piedra y la segunda levantada por fuertes sabinas unidos con adobe o tapial, todo ello enlucido de barro. Además en el interior destaca la preciosa chimenea cónica, muy popular en esta zona, que se adentra en la cocina.

Calatañazor

Dibujo que muestra la vida en la villa de Calatañazor en la edad media.

Finalmente a la entrada del pueblo hay una zona de aparcamientos, dónde recomendamos dejar el coche. Nos adentramos en el pueblo con una larga calle principal; en el centro de la Villa destaca la Iglesia románica de Nuestra Señora del Castillo sobre las demás edificaciones. Data del siglo XII siendo reformada en el siglo XVI en Época Moderna.

Calatañazor

| Iglesia románica de Nuestra Señora del Castillo que data del siglo XII

Por eso mencionábamos antes las chimeneas cónicas; estás son populares en muchos pueblos sorianos, también son conocidas como pinariegas. Evitaban la entrada de nieve en la chimenea en los fríos inviernos.

Calatañazor

| Las populares chimeneas cocinas embellecen los tejados de las casas de Calatañazor.

Fortificación

Finalmente Calatañazor fue fortificado a principios del siglo XII, en época de Alfonso I El Batallador. Además rodea toda la villa adaptándose al cerro en el que se asienta, en ella ocho torres vigilaban los exteriores de la Villa. Continuamos por la calle principal hasta llegar a la Plaza Mayor, dónde destaca el Rollo o Picota que ejercía una función penal en la edad media. Al final del pueblo, en lo más alto del cerro, se encuentran las ruinas del Castillo, desde donde la vista alcanza las largas llanuras y cerros que rodean a la Villa.

Calatañazor

| Imagen del estrecho pasillo desde la Iglesia de Ntra. Sra. del Castillo hasta el Castillo de Calatañazor.

Dónde comer

Por fortuna existen varias opciones si quieres disfrutar de la gastronomía soriana sin moverte del pueblo, te recomendamos:

  • El Palomar
  • Restaurante Sabinar
  • Restaurante Calatañazor
Calatañazor

| Restaurante/Casa Rural El Palomar.

Dónde dormir

Disfrutar de un finde semana rural en este entrañable pueblo es una idea fantástica. Finalmente os dejó una lista de las casas rurales dónde puedes alojarte desde 48€/noche en una habitación para dos personas:

  • La Villa de Calatañazor
  • El Mirador de Almanzor
  • Casa Rural El Palomar
  • Posada el Cura